Es el primer paso imprescindible para conocer lo que le puede estar ocurriendo a una niña o niño.

Es como un proceso general de identificación y valoración de las características de comportamientos, aptitudes y actitudes o atributos personales de un individuo, en un contexto dado y que nos va  a dar un punto de partida para cualquier actuación.